Inicio Revisiones A-Z V Van der Graaf Generator- The Long Hello (1973)
Martes, 02 de Noviembre de 2010 19:39

Van der Graaf Generator- The Long Hello (1973)

por  icrp1961
Valora este disco
(2 votos)
The Long Hello – The Long Hello

1 – The Theme from Plunge (Jackson)
2 – The O Flat Session (Messina)
3 – Morris to Cape Roth (Jackson)
4 – Brain Seizure (Banton)
5 – Fairhazel Gardens (Jackson, Messina)
6 – Looking at You (Jackson)
7 – I’ve Lost My Cat (Jackson)

Producido por Guy Evans; grabado en los estudios Foel, Gales, en agosto de 1973 –ingeniero de sonido: Hugh Banton–; publicado en Italia en 1974, y en el resto del mundo en 1976. Tuvo una única edición en disco compacto, tres mil ejemplares, en 1993, por parte del sello Zomart. Está fuera de catálogo en este momento.

David Jackson: saxos, flauta y piano; en todos los temas excepto el 4º.
Hugh Banton: todos los instrumentos del 4º tema y bajo en el 2º.
Guy Evans: batería; en todos los temas excepto el 4º.
Nic Potter: bajo, excepto en los temas 2º, 4º y 5º.
Ced Curtis: guitarra eléctrica, bajo en el 5º tema.
Piero Messina: guitarras acústica y eléctrica, y piano; en todos los temas excepto el 4º.


Recuerdo haber leído una crítica de este disco en la revista francesa Rock & Folk –¿dónde estará ahora ese número?– en la que, entre diferentes alabanzas, se decía que éste álbum era el “puente perfecto” entre los discos Pawn Hearts y Godbluff. Lo cual, una vez conocido el disco resultaba claro que no era realmente cierto. VDGG estaba disuelto y, a pesar de contar con cuatro ex miembros del grupo, en el álbum no estaba Peter Hammill; con lo cual era (y es) imposible pensar en este disco como uno de VDGG. Si hay un “puente posible” entre Pawn Hearts y Godbluff éste es Time Vaults. Pero dicho esto, The Long Hello, que de no haber sido por “Brain Seizure” se le habría podido considerar como un álbum en solitario de David Jackson, es una grabación que demuestra en qué medida Jackson –y también Banton– aportaban mucho al VDGG clásico, no sólo por el sonido de sus instrumentos sino también por el “sabor” de sus piezas, similares a sus aportaciones al repertorio de la banda. Es decir, hay mucho material aquí que “suena” al VDGG clásico y a nadie le hubiera extrañado en realidad escuchar de repente a Hammill cantando esas melodías. Queda claro que a mí este disco me gusta, sobre todo la segunda cara del vinilo, que en mi opinión es uno de los  secretos mejor guardados del rock progresivo. Pero es difícil conseguir este álbum.
He leído reseñas de este disco en la red y  lo cierto es que no es muy apreciado. Creo que es una mezcla de desconocimiento y prejuicios. De buscar una cosa cuando la que hay es otra.
Convendría explicar un poco como es que este disco tuvo lugar. Después de editarse el sencillo de VDGG Theme One, que es una de las raras canciones de VDGG en las que ni compone, canta o toca Hammill; y en la debacle interna –por agotamiento– del grupo; se habló de la posibilidad de que existieran tres opciones no excluyentes para el futuro del grupo. VDGG como tal, Hammill por su cuenta y una unidad de los otros tres miembros. Todo ello se hizo realidad, de una forma u otra. Empezaron las actuaciones de Peter Hammill en solitario, en algunos casos acompañado por todos los miembros de VDGG –los cuales también participaron en sus discos– y en otras ocasiones tocando solo. Y en el verano de 1973, llegó esa oportunidad de hacer “algo” por parte de los otros componentes del grupo. Banton se autoexcluyó como interprete para trabajar como ingeniero de sonido echando a todo el mundo del estudio para grabar su tema en solitario, Guy Evans se centró en la producción; y eso dejó la iniciativa de la dirección musical y composiciones en manos de David Jackson. Todos los temas son instrumentales. Los músicos –Jackson, Banton y Evans– tocan con su estilo acostumbrado, que les hace perfectamente reconocibles.

Otra portada más

Las dos caras del vinilo desprenden un sentimiento diferente.
“The Theme from (Plunge)”, una pieza animada, es quizá una de los temas con más sabor a VDGG del disco –al menos en el riff–, con gran presencia de los saxos. Se diferencia –y es una tónica de casi todo el disco– en que el teclado predominante es el piano y no el órgano; y también por la presencia de guitarras eléctricas solistas para dar la réplica a Jackson.
“The O Flat Session”, es decir “La sesión de O bemol”, es decir “The Obsession”, es un tema mucho más sombrío, como dando la contrapartida al anterior. También es más lento, siendo un buen contraste entre dos piezas similares.
“Morris To Cape Roth”, vuelve a un clima más VDGG. Es que hay que buscar las similitudes con el grupo madre en las piezas que Jackson escribió con Hammill como “Out of My Book” o “House with No Door” para los momentos más melódicos, o “Pioneers over C” o las contribuciones de Jackson a “A Plague of Lighthouse Keepers” para los más frenéticos. En este tema, como en el primero del disco, ésta última referencia es la que aparece.
“Brain Seizure” cierra la primera cara del álbum de forma deliciosa. Cambia el sonido por completo al aparecer el tan característico órgano de Hugh Banton interpretando una melodía que se va a repetir a lo largo de toda la pieza y que parece extraída de alguno de los corales de Bach. Banton toca la percusión, el bajo, piano, órgano, multitud de teclados e incluso guitarra. Se da el caso de que es una de las raras ocasiones en que se le puede escuchar tocar sintetizadores, sin nada que envidiar a otros teclistas más famosos. Y todo ello con un tono desenfado, el opuesto a “The O Flat Session”, la otra pieza en la que participó como músico.
“Fairhazel Gardens” era la canción compuesta a medias con Piero Messina que abría la segunda cara del vinilo. Es mi composición preferida del disco y la considero una verdadera joyita. Da la tónica a toda la segunda cara, con una mayor presencia de sonidos acústicos (guitarra acústica y flauta) y un cierto sabor italianizante, mediterráneo y  luminoso. Se alternan fases tranquilas con otras de mayor empuje, muy bien engarzadas. Cuando la textura de la música tiene como voz solista a la flauta sobre guitarras acústicas arpegiadas la connotación estética genesiana es obvia.
“Looking at You” sigue en esta estética, pero yo le encuentro un aire más camerístico e isabelino a un tiempo, que las piezas que le preceden o siguen. Pese a no estar compuesta con Messina, el aire italiano se mantiene.
El disco se cierra “I’ve Lost My Cat” que de alguna manera resume el disco retomando acentos de su primera cara, prolongando la estética de los temas previos, con sonoridades de saxo que parecen extraídas de Pawn Hearts, para terminar con un final de armonía disonante.

The Long Hello tuvo continuidad más adelante, a través de tres discos dispares, pero que no alcanzaron la calidad de éste, publicados a partir de los años 80.


The Long Hello Volume Two es un disco de Nic Potter y Guy Evans.


The Long Hello Volume Three es un álbum de David Jackson.


The Long Hello Volume Four lo es de Guy Evans.

La reedición en disco compacto, en el sello Voiceprint, del The Long Hello Volume Four incluye una toma de “Looking At You” que es el tema más antiguo conocido de The Long Hello en conjunto, al haber sido grabada esta toma en los ensayos del primer álbum, con Hugh Banton al órgano. Podría tener un mejor sonido.

David Jackson, Hugh Banton y Guy Evans llegaron a grabar un álbum como trío, llamado Gentlemen Prefer Blues, que jamás fue editado en disco compacto. Pese a ser el más similar –formalmente- al primer The Long Hello, nunca fue su Volume Five, por razones que desconozco.

En los últimos meses se ha comentado en las listas de distribución de Hammill la posibilidad de un nuevo disco de The Long Hello, pero nada se ha vuelto a saber sobre ello.

Piero Messina, es cineasta y músico, y como tal ha grabado bandas sonoras. Es miembro desde 1997 del grupo Fratria, que mezcla electrónica con música siciliana.
Para más información, que no es mucha:
http://209.85.135.104/search?q=cache:gSkIufmN570J:www.bjcem.org/warehouse/artworks/cvpieromessinaita.pdf+Piero+Messina&hl=es&ct=clnk&cd=2&gl=es
y
http://www.myspace.com/pieromessina

Ced Curtis fue miembro del grupo Rare Bird entre 1971 y 1974 participando en los discos Epic ForestSomebody’s Watching.

Recomiendo la escucha de este disco, de la forma que sea.

1 comentario

  • Enlace comentario icrp1961 Martes, 02 de Noviembre de 2010 23:05 Publicado por icrp1961

    Hola.
    Me cito a mi mismo: "Recomiendo la escucha de este disco, de la forma que sea".
    Supongo que se nota que em gusta.
    Nos leemos.
    Carlos.

Login to post comments

Revisiones - V