Inicio Revisiones A-Z C Caravan: "If I Could Do It All Over Again, I'd Do It All Over You" (1970)
Martes, 02 de Noviembre de 2010 19:07

Caravan: "If I Could Do It All Over Again, I'd Do It All Over You" (1970)

por  Anin Jadas
Valora este disco
(6 votos)
Sevenoaks, condado de Kent, muy cerca de Canterbury, Inglaterra, Noviembre de 1970

- La vida en Sevenoaks se ha vuelto de todo punto insoportable, Fitzpatrick. Niños gritando por las calles, jovenzuelos maleducados increpando a las señoritas y todo tipo de situaciones extraordinarias que no me atrevo a relatar en su presencia…
Mi justificada indignación, mentiría si dijera lo contrario, no alteró el semblante de mi mayordomo en lo más mínimo y tan sólo se permitió una ligera elevación de su ceja izquierda mientras me replicaba con su acostumbrada concisión y cierto deje de impertinencia:
- Si señor, cómo no señor.
Recuperado en parte de mi accidentado paseo vespertino, me situé, convenientemente acicalado y vestido, en el centro del salón oeste de mi casa solariega, preguntándome en qué tarea invertir la noche que ya se dejaba entrever por los altos ventanales.
- Fitzpatrick, por favor, sea tan amable de servirme una copa de jerez y no deje de sugerirme algún solaz para esta, que se prevé, larga y oscura noche.
Sabía yo, y estaría faltando a la verdad si dejara de reflejarlo aquí, que mi buen Fitzpatrick daría con algún tipo de distracción que conviniera a mi alterado estado de ánimo y contribuyera, a la par, a animar mis pobres neuronas y tranquilizar mi espíritu.
- Resulta señor, que tengo unos conocidos en la cercana ciudad de Canterbury que practican una música que no ha de dejarle indiferente. Se da, además, la feliz casualidad de que cuento con un moderno acetato de estos jóvenes que seguro será de su satisfacción.
- No se hable más, Fitzpatrick, ponga en marcha el artefacto musical y deje que me regocije con esas melodías que me recomienda.
Y así me encontraba, enfundado en una cómoda y elegante bata, con mi copa de jerez cerca, una pipa humeante en los labios y sentado en un mullido sillón, cuando los primeros acordes empezaron a sonar…


Staff:
- Richard Coughlan / drums, congas, bongos, maracas, finger cymbals
- Pye Hastings / vocals, guitars, claves
- David Sinclair / keyboards
- Richard Sinclair / vocals, bass, tambourine
y además
- James Hastings / sax and flute

Producción: Terry King y Caravan. Año de aparición: 1970.

Si me he permitido esa pequeña entradilla a lo P.G. Woodehouse (y perdonadme por la arrogancia de siquiera tratar de emular al genial autor inglés), es porque Caravan me parecen una de las bandas más esencialmente inglesas del universo del Rock and Roll, y por supuesto, dentro del progresivo. Baste decir que suponen el principal exponente de la escena Canterbury. Y también hay que decirlo, creo que eran unos cachondos, en el mejor sentido de la palabra y si se me permite la expresión, muy ingleses también en su humor. Además, sus melodías, sus formas musicales, su manera de tratar el rock, consiguen situarme con facilidad en la preciosa campiña inglesa de su tierra natal, no por nada conocida como el Jardín de Inglaterra.
Pero vamos a entrar en materia…
If I Could Do It All Over Again, I'd Do It All Over You es el segundo trabajo de Caravan, y es un ejemplar segundo disco, mejor y más maduro que el primero, pero no tanto como el también ejemplar tercer disco de una banda: definitorio de su sonido y piedra de toque en adelante. Y en efecto, la obra cumbre de Caravan, y es una opinión casi unánime, sería el siguiente disco In the Land of Grey and Pink.
If I Could Do It All Over Again, I'd Do It All Over You se publicó en 1970 y es un disco alegre, poblado de excelentes ejecuciones por parte de los músicos, con toques jazzísticos y puntitos de folk y un ejemplo de Rock Progresivo al uso.
El enrevesado título del disco es un tanto misterioso y al parecer los miembros de la banda se limitaban a sonreír enigmáticamente cuando se les preguntaba por su significado.
Otra curiosidad es que la portada, lejos de estar fotografiada en la campiña inglesa, como podría parecer por lo frondoso de la vegetación, fue hecha en el Holland Park de Londres.
En su conjunto creo que es uno de los mejores discos de Caravan, y refleja el buen estado de la banda en el momento de ser grabado, cosa que luego se fue complicando dados los numerosos cambios en la formación de Caravan, algo paralelo a mi parecer a lo que sucedió con Camel, tan paralelo que una formación de Camel, fue conocida como Caramel.
Para completar algo más la información y según aclara Carlos Romeo: la mayor parte de las canciones del álbum se deben a la pluma de Pye Hastings (música y letra), excepto "Hello Hello" (música de Hastings, letra de éste y de David Sinclair) y "For Richard" composición de David Sinlclair con alguna ayuda de su primo Richard.
Y como suele ser ya tradición en la Sinfopedia, vamos a analizar canción por canción este disco.


If I Could Do It All Over Again, I'd Do It All Over You
El tema que abre el disco es una superposición de diversas armonías vocales muy bien conjuntadas, acompañadas por la totalidad de los instrumentos, pero con profusión de teclados en su parte central, parte que se anima cada vez más hasta que vuelve al rítmico vocal who do you think you are que acompaña hasta su extinción al tema. Una estructura simple, pero de gran eficacia que nos deja un poco con cara de a ver qué viene ahora…

And I Wish I Were Stoned / Don't Worry
Y lo que viene ahora es una deliciosa composición que abren unos suaves teclados y la preciosa de voz de Richard Sinclair que nos guían hasta un genial estribillo, sencillo pero maravilloso. Este tema ya cuenta con un solo de guitarra que nos introduce en una de las numerosas exploraciones jazzístico-progresivas que nos regalan Caravan en este álbum. Aún así, esta canción no se aleja en ningún momento del tono central y vuelve una y otra vez a la cadencia principal.
Hacia la mitad, de nuevo se abre un espacio instrumental que, en esta ocasión comparten guitarras y teclados en protagonismo y que se cierra con la voz, casi susurrante, de Richard, relatando las experiencias mentales que la canción refleja en su letra. Y la voz va subiendo y subiendo hasta que, casi sin notarlo, estamos otra vez al nivel normal y en el último minuto, de pronto, una batería en solitario que parece abrir un nuevo tema, cierra la canción.

As I Feel I Die
De nuevo es la voz casi susurrante de Richard la que nos introduce en un pedazo de tema que tras casi dos minutos se lanza a una apasionada cabalgada. Genial la voz y genial la base rítmica, muy jazzy, por destacar algo en una canción impresionante en su totalidad. También los teclados tienen su parte protagonista, cómo no, y su particular duelo con la guitarra, que entablan un dialogo jazz-rock impresionante ya hasta cerrar el tema. Chapeau.

With an Ear to the Ground You Can Make it / Martinian / Only Cox / Reprise
Desde luego, podría parecer que estos Caravan están empeñados en hacernos forzar el oído al principio de cada tema: otra vez hay casi que batallar para escuchar la voz de Sinclair, quizá fuera por hacer honor al título del tema… Pero nada, pronto la batería anuncia que la cosa se pone seria y la canción cobra forma y entra en materia.
La segunda parte del tema comienza con una batería redoblando y una sencilla y preciosa melodía de teclados, casi de cuento, que da paso a la voz en una fantástica intervención, seguida por un solo de teclados no menos glorioso.
Una flauta maravillosa nos introduce a la tercera parte, de nuevo muy tranquila, en la que comparten protagonismo voz y flauta. De verdad precioso.
La última parte, como su nombre indica, retoma el tema inicial y se repite la primera estrofa de la letra, esta vez, más acompañada la voz por el resto de la banda.
La canción entra en coda (que no en coma) de la mano de los teclados en una minimalista sucesión de notas y, por fin, se apaga muy suavemente…


Hello Hello
Preciosa canción. Casi parece una composición tradicional inglesa. Muy tranquila y con decididos toques folk, este tema y el siguiente parecen prepararnos para lo que viene después. Aunque no se renuncia a un recuerdo al jazz para cerrar la canción, podemos decir que es el tema más conservador del disco.

Asforteri
Una cortita y agradable composición vocal, preludio del tema más intenso y potente del disco. En cuanto al críptico título, no he logrado averiguar nada y no tengo idea de qué puede significar, aunque a mí particularmente me suena a nombre de demonio sumerio o algo así…

Can't Be Long Now / Françoise / For Richard / Warlock
Estamos ante la pièce de résistance de este disco. Una suite casi instrumental en su toatalidad conocida simplemente como For Richard y que ha sido el buque insignia de Caravan, quizá junto con Nine Feet Underground, durante toda la carrera de la banda.
De nuevo comenzamos con la susurrante voz de Sinclair y una suave flauta, que dan paso progresivamente al resto de los instrumentos, que van alzando el volumen poco a poco y que se sumergen en una orgía de jazz rock apenas hemos dejado de prestar atención un segundo.
La guitarra, dura y cortante, marca el comienzo de la evolución del tema hacia terrenos, como decía, que se mueven entre el jazz y el rock progresivo. El saxo es altamente protagonista en el tema y le da a la canción un toque imprescindible. También la flauta tiene su parte protagonista, reduciendo la tensión que crean el resto de músicos en algunos momentos. No hay que olvidar en ningún momento el trabajo de los teclados y los duelos que se marcan con la guitarra: épicos. Impecable es también la labor de la terna rítmica, con un bajo impresionante a cargo de Richard Sinclair y una batería sencillamente intachable y rotunda.
En definitiva una gozada, un temazo que destaca en un disco que, a su vez, destaca entre otras piezas imprescindibles del rock progresivo.

Limits
El tema que cierra este maravilloso disco quizá hubiera merecido una mayor prolongación: toques latinos, flautas y poco más minuto y medio para decir adiós a un álbum sobresaliente, diverso, melódico y que poco tiene que envidiarle a su “hermano mayor”, In the Land of Grey and Pink.


Y ahora entramos en el cenagoso tema de los Bonus Tracks. No soy demasiado partidario de los mismos ya que considero que el disco fue creado en su momento de una manera determinada; ya fuera por limitaciones técnicas, de tiempo, de espacio... de mil factores, que lo hicieron ser como es. El añadir temas en las versiones CD para vender mejor e incluso la remasterización y pulimiento me parecen operaciones muy delicadas y que pueden contribuir a contaminar el sentido original de la obra. Dicho esto comentaré brevemente las canciones que Caravan nos ofrecieron en la reedición de este If I Could Do It All Over Again, I'd Do It All Over You.

A Day In The Life Of Maurice Haylett
Es el único tema desconocido de esta terna de bonus tracks, ya que el resto son versiones demo de temas del disco. Desconozco si esta canción se reutilizó más tarde o es una pieza de descarte de las sesiones de grabación, pero lo cierto es que está bastante en la onda de For Richard, incluso puede que fuera una versión primeriza de ese tema.
El caso es que es de nuevo un tema que se adentra con profusión en las aguas del jazz-rock y que goza del buen hacer de estos fantásticos músicos que son Caravan. Un buen tema, sin duda.

Why? (And I Wish I Were Stoned), Clipping The 8th (Hello Hello) y As I Feel I Die como decía son versiones demo de temas ya comentados por lo que no me paro en ellos, tan sólo destacar que los títulos de las canciones en origen fueron esos y luego se convirtieron en los que aparecen entre paréntesis, excepto, obviamente As I Feel I Die.

Y nada más, tan sólo recomendar encarecidamente la escucha de este disco a quienes no lo conozcan y la revisión periódica a quienes ya lo disfrutan. Nos vemos en Cunning Stunts.
Login to post comments

Revisiones - C